¿Por qué nos cuesta tanto iluminar fotos de grupo?

Silhouette Business People Walking In Office

Es frecuente que reciba fotografías de mis clientes donde me solicitan “aclarar” el rostro de las personas que aparecen en ellas. La sorpresa es que a veces aún con el mejor software, no se consigue corregir este defecto de origen.

Son frecuentes las fotos de grupos de personas, juntas directivas, gerentes y grupos de trabajo que son capturadas en lugares cerrados, con poca iluminación. Además, cada vez es muy raro que las fotos las tome un fotógrafo profesional.

Por lo general, el flash incorporado en la cámara es el único que los clientes utilizan a pesar de que la mayoría de cámaras profesionales e incluso algunas semi-profesionales poseen una zapata para incorporarle un flash de mayor potencia.

A menudo las fotos son evaluadas dentro de un monitor y aparentemente no parecen tener mucho problema. Hay quienes utilizan el más reciente smartphone y “evalúan la calidad” en dicha pantalla. El problema surge cuando estas fotografías serán utilizadas para impresión offset e incluso digital.

En ese momento la poca iluminación en el rostro de las personas se enfatiza y debido a las ganancias de punto en el papel, tienden a oscurecer un poco más, a tal grado de reproducirse los rostros casi en penumbra.

Si bien es cierto, los programas de imágenes pueden aclarar los tonos, esto es recomendable hasta cierto punto. La iluminación apropiada debe proceder de la fotografía original.

El usuario de la cámara debe considerar las limitantes del flash incorporado. Por muy buena cámara que sea, dicho flash no puede inundar con suficiente luz todos los espacios internos que desearíamos. Por ejemplo, en un teatro, un gran auditorio, un salón con poca o suave iluminación, los sujetos se encuentran a varios metros de distancia y aunque el lente pueda acercarse, la luz no alcanzará necesariamente a iluminarlos a todos.

A medida que los sujetos a fotografiar están más lejos, necesitamos un flash que aumente su potencia para alcanzarlos a iluminar.  En este punto es bueno preguntarse: ¿el flash incorporado a mi cámara puede variar su intensidad? Si no lo hace, estaremos supeditados a fotografíar con un flash fijo o sólo con iluminación natural. Si bien la iluminación natural es un género dentro de la fotografía, no nos sirve de mucho cuando nuestra misión es fotografiar al grupo de participantes de un seminario dentro de el salón de conferencias de un hotel con luces amarillas y tenues.

¡ Flash, ven en nuestro auxilio !

Muestro el siguiente video que es muy pedagógico para entender “las caídas de luz” y la ley inversa del cuadrado en fotografía.  Agradecemos a kubestudio por la elaboración de este vídeo. También más abajo un video corto sobre fotografías de grupo gracias a Casanova Foto.

Captura de pantalla 2018-02-23 a las 5.26.14 p.m.Ley Inversa del cuadrado en fotografía (kubstudio)

Captura de pantalla 2018-02-23 a las 5.50.13 p.m.Cómo hacer fotos de grupo. (Casanova Foto)

Mauricio Ponce es Máster en Diseño Gráfico y tiene su estudio de diseño en El Salvador, Centroamérica. Ha sido docente y trabaja independiente para diversas instituciones y empresas locales y regionales.

Fuentes consultadas:
kubsutdio, Casanova FotoTV